martes, octubre 30, 2012

Nunca volveremos a volar.

Cuando las últimas notas resonaban en el piano, mi único deseo era que aquella canción no acabara nunca. Quería quedarme allí tumbada, sobre la cama, con los ojos cerrados (por momentos ahogados en lágrimas por la emoción). 

Pero nada es eterno, ni si quiera nuestros recuerdos. 

Y aunque ahora mi memoria los conserve así, alegres y vívidos, sé que llegará el día en el que crea imposible haber tenido todo... Haber sido tan feliz.

sábado, septiembre 29, 2012

Mucho antes de las seis.



Tú me has dado el placer.
En todos y cada uno de los poros de mi piel. En rincones de mi que ni si quiera sabía que existían.

Tú me has dado el dolor.
En todos y cada uno de los poros de mi piel. En rincones de mi que ni si quiera sabía que existían.

Ya no hay vuelta atrás. 
Algo ha cambiado.
No sé cuando, no sé que. Pero no puedo seguir fingiendo que todo sigue igual.

Por mucho que yo quiera negarlo, nuestro fin tiene que llegar.

lunes, agosto 27, 2012

Todos los lugares donde fuimos a bailar (y a volar).

Es allí, en tus brazos, el único lugar sobre la Tierra donde la soledad ya no me duele.Y también donde me encuentro más perdida.

Tú eres el abismo de la incertidumbre, el mañana hecho una incógnita. Despertar y no saber si hoy te daré el último beso, si escucharé el último te quiero. 

A veces siento que este amor me consume. Como una enfermedad mortal y sin cura. El final es obvio, certero, inminente. Pero resulta muy difícil decidir si es mejor acabar con las lentas horas de agonía del enfermo, o alargar ese sufrimiento una noche más. 

Hace hoy trescientos cincuenta días me escribiste: "Una persona tan especial como tú se encuentra pocas veces en la vida, y ya he sido demasiado afortunado contigo".


Pero he necesitado un año para comprender que eso ya no es suficiente para mantener al enfermo con vida.

jueves, junio 21, 2012

El mundo es un lugar demasiado cruel para olvidarte.


El invierno volverá. Sin darnos cuenta.
En los días de frío, cuando no quería ir al colegio y a penas levantaba un par de palmos del suelo, mi abuela solía decirme al oido justo en la puerta de nuestra casa: "Mañanitas de niebla, tardes de paseo".

Los años pasarán, y miraré atras.
Buscaré en días como hoy las razones de mis decisiones, de mis errores, ¿y sabes que? No las encontraré, porque todo ha perdido sentido.

La vida ha cambiado, y no puedo echarte la culpa de ello.
Tampoco puedo echarme la culpa a mi.

Ya no hay tardes de paseo. Solo semanas y semanas en las que la niebla se instala de manera permanente y nos hace olvidar que alguna vez existió el sol.

lunes, junio 18, 2012

Tiempo de cambios.


El latido del corazón es corto e intenso.
La vida cambia de la misma manera que late el corazón.
¿Cuantos minutos necesitamos para que nuestro mundo de un vuelco de 360º?

Hoy es tiempo de cambios. Tiempo de cometer errores.
Tiempo de arriesgarse sin importar que perdemos, que ganamos, que demostramos o que piensan los demás.
Por que todo llega y todo pasa.
Y nuestro deber es aprender que las oportunidades se presentarán una sola vez ante nosotros, y se desvanecerán ante nuestros ojos si no corremos hacia ellas sin dudarlo.


lunes, junio 04, 2012

El proverbio de los besos.


Aquella madrugada, justo antes de marcharte, soñé que me susurrabas al oído:
-No sé cuando volveré...

Ya no sé si volverás, pero esta es la despedida que necesitábamos.
Que nadie entendería.
Que nadie conocerá.

jueves, marzo 29, 2012

Lo había olvidado.

Aquella noche confesaste, que yo que era la persona más independiente que conocías. Nunca tuve el valor de decirte, que era más dependiente de ti de lo que jamás supiste.

Me obligaba a ser independiente, porque todas las personas de las que alguna vez dependía, terminaban defraudándome. Abándonándome en mitad del camino. Y de nuevo tenía que recomponerme, recoger del suelo  los trocitos que quedaban de mi e intetar mirar hacia delante.

Los años pasaron (o quizás fueron días, no lo recuerdo bien), y aquellas palabras siguieron retumbando en mi cabeza.

Tiempo después te encontré de nuevo,  perdido en mitad de la noche y charlamos durante horas, con la sensación de estar olvidando algo con cada palabra que escuchaba de ti.

Hoy me he decepcionando recordando que era lo que olvidaba cada vez que me veía contigo.
Fuiste, eres y siempre serás la persona más ruin que nunca conoceré.

martes, marzo 20, 2012

Primavera


Dicen que la primavera es la estación del olvido.
Yo creo que es el momento de crear recuerdos para nunca olvidar.
Dejar atrás el  miedo.
Susurrarte al oido un "ven conmigo". Desaparecer toda la noche.

Y después, poder contar la historia de una vez en primavera.

martes, febrero 21, 2012

Se acabó el cuento.


Se acabó el cuento, y el cuento se acabó.

Aguantar las escusas. Soportar las esperas. Creer que con una mirada puedes recompensarme por tus desplantes, tus insultos, tus celos, tus mentiras.
Se acabó el creer que con un beso voy a perdonarte tus infidelidades, las noches en vela, las discusiones, todas esas inseguridades.
No lo llames amor.
Lo que me mantenía ciega eran mis esperanzas en una relación sin futuro.
Tú puedes seguir siendo un niño. Yo voy a dejar de ser la tonta que siempre te creyó.
Hoy se acaba el cuento.
Hoy termino con esta maldita historia.

domingo, enero 22, 2012

Hasta justo antes de perderte


Domingos al sol..., originalmente cargada por patri.patricia91.

Nunca aspiré a que nuestra vida fuera como la que soñamos de niños. Tampoco a como me prometieron que sería. Me hubiera conformado con ser feliz a nuestra manera.

Si hay algo de lo que deba arrepentirme hoy, no serás tú. No será en lo que me he convertido yo. Cuando miro atrás solo me lamento por los malditos momentos que dejamos escapar entre la punta de los dedos y que no supimos valorar.

Y en días como hoy en los que la soledad aprieta, el corazón me arde y cada parte de mi alma se marchita, es cuando mas me pregunto que fue lo último que sentí justo antes de perder todo lo que habíamos construido.

Qué sentí justo antes de perderte.
Justo antes de perderme.