martes, junio 16, 2009

Me miento tan bien.



No puedo pretender recivir algo de mi misma, cuando nada a mi misma me doy.

No puedo pretender dejar de llorar, si en ningún momento intento olvidar el motivo de mi llanto.
Me miento tan bien, que he llegado a imaginar que no son agua las olas del mar, que no es aire esto que respiro.


Me miento tan bien que creo que son ciertas todas y cada una de las mentiras y pratañas que me cuento.




Y no olvido.


Y no duermo.


Y sigo llorando.




Por que yo no soy valiente, y mañana no seré capaz de entregar un examen en blanco y gritarle al mundo que no me importan sus métodos, que odio su hipocresía y aborrezco su tiranía.


Por que yo no soy valiente, y en un ayer dejé que las aguas del río pasaran entre mis dedos, sin ser capaz de aferrarme a ellas, aunque fuera necesario lanzarme al arroyo para no separarme de lo que más quería jamás.




Pero te tengo a ti, valiente luchador que derrocaste a un fantasma.

2 comentarios:

er bolly dijo...

La verdad eske es un poco... nose... fuerte la entrada no???? ammm no e derrocado a ningun fantasma, los fantasmas no mueren nunca. te amo

PATRICIA dijo...

Uf... cada día me pones más difícil responder tus comentarios en el blog. Tú si has derrocado a un fantasma, al menos en mi corazón si. xq consideras fuerte la entrada?! TE AMO!